Core elaborará "ranking", de los Servicios Públicos que cumplen con los compromisos pactados

Regional 07 de octubre de 2020 Por Editor
Parte de las medidas anunciadas por el Consejo Regional para revertir la baja ejecución presupuestaria regional.
image

Acuerdos que se traducen en 5 medidas que apuntan a revertir la baja ejecución presupuestaria regional, y sugerir  que 4 consejeros integren el Comité Regional del Gasto Público (CORDAPU),  determinó el Consejo Regional  (CORE), presidido por Claudio Acuña, en el marco de la XIX Sesión Ordinaria.  

Las medidas y sugerencia de integrar el CORDAPU, es la culminación  del trabajo de las comisiones  de Presupuesto y Régimen Interno, encabezadas por  Jorge Díaz Ibarra y Alejandro Díaz Carvajal, durante todo el mes de agosto, con profesionales del Gobierno Regional, y las unidades de planificación y ejecución de seremias, direcciones regionales, y municipios, contrastando informes, entre lo comprometido y lo ejecutado.

Según Díaz Ibarra “se verificaron bastantes nudos críticos, hubo un panorama general de las diversas iniciativas aprobadas (…), revisadas y cuestionadas por el CORE, toda vez que la gran mayoría de los Servicios Públicos y  municipios , que tenían iniciativas con fondos regionales, modificaban su programación inicial, y a que me refiero con esto,  que ellos en enero de este año proyectaron una cierta cantidad de recursos para gastarlos este año, sin embargo estos recursos fueron modificados, si en enero se iban a gastar 1.200 millones, en orden a 100 mensuales, llegado marzo o cualquier mes del año, modificaban esos montos, y eso presionó fuertemente los montos del presupuesto regional”.

“El caso emblemático de esta situación, dice relación a iniciativas de la Dirección de Vialidad, que tenía proyectado un gasto de 6 mil millones de pesos en conservación de vías, en caminos rurales,  obras que  no siguieron por problemas con el proveedor. De ello se sabía en enero, y en julio o agosto les fue informado  al GORE que no iban a ejecutar esos fondos; por otro lado la Municipalidad de Putre que no pudo cumplir lo programado; la Municipalidad de Arica,  por otra parte; y así,  una serie de servicios públicos que tuvieron dificultades complejas”, agregó Díaz Carvajal.

Frente a este escenario, se tomaron 5 acuerdos generales, con sus respectivos fundamentos:

1.-Solicitar al Sr. Intendente  se revisen cada una de las  iniciativas vencidas o que no se hayan ejecutado, lo que va a disminuir las iniciativas que se analicen y que no tienen  ningún tipo de movimiento.

2.-Las unidades técnicas, a requerimiento del consejero José Pedro Barboza,  que soliciten recursos con fondos regionales, deben respaldarse con una carta Gantt, con meses de ejecución.

Lo anterior se debe  a que cuando las iniciativas llegan al CORE, se informa la necesidad de aprobar fondos para los años 1, 2  y 3, pero,  finalmente esto varía, lo que incide en la ejecución y en el presupuesto regional, y además, las modificaciones no son informadas al CORE, para el análisis y seguimiento.

3.-Se debe activar en forma permanente el  Comité Regional de Gasto Público,  CORDAPU -ya en funciones-, con el fin de hacer el ejercicio similar a lo hecho entre las comisiones integradas, para ir analizando el funcionamiento y gasto que van teniendo, de acuerdo a lo programado por  cada uno de los Servicios Públicos y municipios.

4.- Se determinó elaborar un ranking  de servicios públicos, con el fin de tener claridad de quienes cumplen fielmente los compromisos pactados, verificando el comportamiento de los requerimientos de iniciativas que actualmente se ejecutan. Proceso relevante que apunta a no tener esas consecuencias catastróficas  en el presupuesto regional, sobre todo en las reasignaciones y reprogramaciones presupuestarias.

5.-En las programaciones de gastos por más de un año, solo se aprobará el primer año; el segundo año, si no han ejecutado todos los recursos, se van a evaluar futuras reprogramaciones, por lo que en los años 2 y 3, y sucesivos se van a mantener un peso ( $ 1), con el fin de que los servicios puedan agilizar su propia ejecución de gastos FNDR, entendiendo de que el mismo servicio público está más preocupado de ejecutar sus propios presupuesto sectoriales, o municipales, en desmedro de la ejecución presupuestaria de la región, y si bien a ellos no les impacta, sí al CORE.

Las medidas serán comunicadas a los servicios públicos, y al GORE en especial, respecto de la modificación del informe ejecutivo, formando parte del reglamento del CORE.

Te puede interesar