Anuncios de huelga en Arica aumentan la tensión en pandemia

Regional 26 de junio de 2020 Por GSA
Más de 1.500 fuentes laborales son parte de las negociaciones sindicales de Ariztia y Unimarc.
uniariz
Preocupación por inminente huelgas de trabajadores de Unimarc y Ariztía

Hace unos días, el sindicato de Trabajadores de Unimarc anunció una huelga en los supermercados de la región de Arica y Parinacota, que también involucraría las sucursales de la cadena en la región de Tarapacá. La medida significaría el cierre por 30 días de sus establecimientos, luego de que el 99.8% de sus asociados votara en favor de la huelga.  Algunas de las razones, que destacó el portal de Radio Paulina en Iquique, es el precario sueldo del personal part time el cual alcanzaría los $135 mil pesos promedio, donde además la empresa en negociaciones con el sindicato habría ofrecido un aumento de $5000 a trabajadores tiempo completo y $2.500 a part time. (Revisa la declaración del sindicato Unimarc UNIMARC-convertido.pdf )

Un escenario parecido estaría viviendo la empresa Ariztía en Arica, según fuentes reservadas de los trabajadores, durante esta semana iniciaron un proceso de negociación con la gerencia, acciones que de no ser positivas en las demandas de sus 2 sindicatos, podrían iniciar una huelga que afectaría el funcionamiento de una empresa que por más de 40 años ha dado trabajo a más de 800 familias de manera directa y a lo menos a 500 más de manera indirecta, según declaraciones anteriores en medios regionales.

Compleja situación para familias ariqueñas

Sin duda, la situación de la empresa Ariztia no es menor, las demandas de sus sindicatos exigen mejoras salariales, condiciones que la empresa hoy no ve posible dado el complejo escenario actual que impide el normal desarrollo de abastecer de alimentos a la zona norte del País. El no tener un buen final en las negociaciones, podría significar el cierre de una empresa emblemática de Arica, dejando con ello a 1.300 familias sin su fuente laboral ante el complejo escenario de pandemia.

Por su parte los 760 empleados de Unimarc en ambas regiones, también verían en peligro su fuente laboral, en la que destaca que un 80% de la mano de obra es por mujeres jefas de hogar. En lo principal y según un comunicado del sindicato de trabajadores de Unimarc enviado a medios de comunicación de Arica e Iquique, destacó el poner fin a los despidos, suspensiones y precarización laboral hacia el pueblo trabajador.

Evitar una crisis

Esta situación es cada vez más común en el país, por supuesto nuestra región extrema no está ajena, muchas empresas que sin vivir estos procesos de huelga han tenido que cerrar sus operaciones, otras disminuir a niveles mínimos, lo que finalmente se acompaña con rebajas salariales y pérdida de puestos de trabajos, no solo para quienes trabajan directamente en ellas, sino que también para aquellos que de manera indirecta y/o externa se relacionan de los procesos productivos de estas.

Para muchos, el principal objetivo es sobrevivir esta pandemia, lo que obliga el tener un trabajo y la seguridad de llegar a fin de mes a sus hogares con el sustento básico que todos requieren. El contexto, es de análisis para los sindicatos en la difícil decisión de hundir el barco en que todos navegan o defender sus fuentes laborales remando juntos hoy más que nunca.

Como no recordar y revivir con tristeza el cierre de la General Motors, evento que determinó que muchas familias quedaran sin su sustento económico, lo que generó que muchos de sus hijos pudieron proseguir sus estudios en la universidad y otros que tuvieron que salir a muy temprana edad a buscar trabajos básicos postergando sus sueños.

 

 

Te puede interesar